viernes, 14 de noviembre de 2014

Samaná, en el corazón de Chaplin

Santo Domingo. Con una sencillez impresionante, Geraldine Chaplin nos recibe sin poses y con una amplia sonrisa que llena de confianza a cualquiera. A la hija de uno de los más importantes cineastas de la historia del cine, Charles Chaplin, y conocida en el mundo cinematográfico por ser una importante actriz del cine europeo, no le envanecen los títulos ni los halagos.



“Lo más importante es que  soy una actriz en un momento que hay poco trabajo y que yo tengo la suerte de seguir trabajando. De esto estoy muy orgullosa, además de esta película que vine a estrenar aquí en Dominicana”, expresó.

De visita en el país debido a la presentación de la película que protagoniza “Dólares de arena”, con la que se inauguró el Festival de Cine Global Dominicano (FCGD), la actriz  habla maravillas de la cinta y de este país, pero muy en especial de las playas de Samaná, en donde se filmó. De entrada reconoce como extraordinarios talentos a los directores de la cinta: a la dominicana Laura Amelia y al mexicano Israel Cárdenas.

“Samaná tiene este paisaje tan bello y tan hermoso, es como un personaje de la película. Es una historia de amor lésbico que es tratada con mucha delicadeza. Es la historia de una mujer de 70 años enamorada de una dominicana a la que le lleva 50 años... el dinero aunque no compre el amor sí que puede comprar la ilusión de la chica que sueña con irse y el personaje europeo que desea quedarse. No es una película de escándalo, con un tema arriesgado, pero tratado con una humanidad impresionante”.

Geraldine se confiesa  enamorada del cine iberoamericano, en el que ve un talento inigualable y es el cine en donde más películas la han emocionado en los últimos cuatro años.

Del cine local recordó que vio hace dos años “Jaque Mate”, de José María Cabral. “Cuando vi la película yo me morí de la risa, el terror de la película era bastante espectacular, pero cuando vi la edad del chico que la hizo me impresionó y creo que aquí hay un inmenso talento que posicionará el cine en importantes festivales”, pronosticó.

La famosa actriz ve, además, al cine iberoamericano como el futuro del cine y no descarta que se convierta en una gran industria.“El cine se ha dividido en dos cosas: el cine con el denominador común más bajo (de grandes medios y de súper todo), que es el cine de industria americana, y luego está el cine que a mí me gusta que es el cine independiente, de competir con el Hollywood en talento no es necesario, ahora con dinero sí”.

Ella visitó ayer las instalaciones de Listín Diario y sostuvo un encuentro digital con los lectores que no pararon de alabarla y querer conocer cómo es la hija de Charles Chaplin. Surgieron preguntas como ¿cuál es el mejor recuerdo que guarda de su padre? O si han cuestionado su talento por ser hija de quien es. “El mejor recuerdo que conservo es cuando me dejaba ganar en el tenis, jugaba ferozmente bien, cuando me dejaba ganar lo quería tanto y él a mí... Yo soy quien soy gracias a mi padre”.
LD

0 comentarios:

Publicar un comentario